No quieren que suceda lo mismo que en otras regiones: organización pretende crear una mesa ampliada de lucha regional

Comunicado emanado por “Vía Arica y Parinacota”:

Ante las movilizaciones efectuadas por la comunidad de Caimanes en la provincia del Choapa, la  organización ciudadana “Vía Arica Parinacota” hizo un llamado, para que recuerden como los diversos Gobiernos de Chile han hecho caso omiso a la real situación que vive la región, entregando calmantes con el fin de silenciar la voz del pueblo.

Nuestro territorio es una zona de sacrificio humano y medioambiental, hay que decirlo con todas sus letras. El pueblo de Caimanes lucha para que el tranque de relaves “El Mauro”, que contiene desechos tóxicos, sea removido, y nosotros tenemos, desde hace años, desechos tóxicos depositados en Copaquilla los cuales siguen filtrándose en la cuenca hidrográfica del río San José, contaminando las napas subterráneas de nuestro valle de Azapa. Paradójicamente, la empresa “Aguas del Altiplano” extrae agua del valle para el consumo de los habitantes de Arica, dijo Humberto Choque Rodríguez, adherente de la agrupación. Sólo debemos recordar como el Servicio Nacional de Aduanas y el de Salud, autorizaron a la Sociedad PROMEL Limitada para que se importara desde Suecia 20 mil toneladas de “barros con contenido metálicos”, barros que contenían finalmente desechos tóxicos como plomo y arsénico, los que actualmente siguen provocando daños en el medioambiente y en la salud de los ariqueños.    

Si nos pusiéramos a evidenciar las problemáticas de la región estaríamos todo un día, pero basta con mencionar el agua potable de nuestra ciudad, la cual se mantiene entre las peores de Chile, quedando reflejado con el gasto adicional que hacen miles de familias ariqueñas comprando agua embotellada. Actualmente nos preocupa fuertemente la posible instalación de la “Termoeléctrica Parinacota” en el cerro Chuño, la cual vendría a profundizar la contaminación de nuestro territorio, agregó Choque.

Los Ariqueños y Parinacotenses debemos aprender de la unidad y la organización demostrada por los habitantes de las demás regiones, quienes se han levantado para reivindicar sus demandas. Quién diga que en Arica no hay problemas y que todo está bien, comete un grave error puesto que no se hace responsable de hechos que están a la vista y paciencia de todos. Siempre hemos dicho que nuestra actual situación no cambiará con un millonario plan de inversión pública en un plazo de 6 años, sólo serán calmantes para silenciar la voz del pueblo. O somos nosotros mismos quienes tomemos las riendas de nuestro futuro, o estamos destinados a vivir una vida de incertidumbre y vulnerabilidad.

Actualmente hemos comenzado un acercamiento con los distintos sectores organizados y movilizados de la comuna, para crear una mesa ampliada de lucha regional, con el fin de ir materializando las propuestas que las mismas bases sociales han ido obteniendo. La invitación es para sumarse y  crear participación ciudadana con el fin de alcanzar el cambio que Arica y Parinacota necesitan.

Comentarios

Comentarios