Intendenta, seremi de Obras Públicas y director regional de Onemi verificaron construcción de gaviones y encauzamiento en sector de Huanta.

Con gaviones y trabajos de encauzamiento en dos puntos del valle de Lluta, el Ministerio de Obras Públicas (MOP), a través de la Dirección Regional de Obras Hidráulicas, ejecutó una nueva fase del Plan de Defensas Ribereñas para prevenir desbordes en asentamientos humanos y caminos en la parte media y baja de este vergel.

Hoy la intendenta Gladys Acuña junto al secretario regional ministerial de Obras Públicas, Jorge Cáceres, y al director regional de Onemi, Franz Schmauck, visitaron el sector de Huanta donde se desarrollaron estos trabajos durante el segundo semestre. En el recorrido participaron también el presidente de la Junta de Vigilancia del río Lluta y sus tributarios, Miguel Bruna y la secretaria de este gremio, Gloria Huanca.

Tras inspeccionar los gaviones instalados en el cauce del Lluta, la intendenta Gladys Acuña valoró que el MOP adoptara una estrategia preventiva desde el 2014, destinando casi 3 mil millones de pesos al Plan de Defensas Ribereñas con el fin de atender puntos críticos del valle afectados por las crecidas veraniegas.

“Es muy valorable todo lo que se ha hecho en forma sostenida desde 2014 para encauzar el río y evitar con ello daños en la infraestructura pública durante las crecidas. El Gobierno de la Presidenta Bachelet se ha esforzado por invertir en grandes obras en nuestra región y en que éstas vayan acorde con el crecimiento de la región. Uno de esos puntales del crecimiento es la agricultura y, por eso, impulsamos el Embalse Chironta, pero también medidas preventivas para evitar pérdidas en la población y el aislamiento de asentamientos humanos durante el invierno altiplánico”, indicó la máxima autoridad regional.

En tanto, el seremi de Obras Públicas, Jorge Cáceres indicó que los trabajos de encauzamiento del río Lluta se han desarrollado año a año desde Vinto, situado en la parte alta cercana al futuro embalse, hasta Las Gaviotas, en la parte baja.

“El trabajo en Lluta no sólo se ha concentrado en el largo plazo y en un proyecto complejo como el embalse. También hemos desarrollado, en acuerdo con las propias comunidades, todo un plan de protección de riberas para prevenir los anegamientos y daños en los caminos. Hemos estado trabajando en obras que antes nunca se hicieron, de manera tal de generar condiciones en Lluta para que crezca y se convierta en una potencia agrícola”, afirmó Cáceres.

El presidente de la Junta de Vigilancia del río Lluta, Miguel Bruna, beneficiario de estos trabajos, señaló que toda inversión pública que permita prevenir los desbordes del río “es sumamente apreciada por los agricultores. Por un lado estamos protegiendo las siembras y, por otro, podemos acceder a mayor superficie de tierra para cultivar, dado que el río se encauza y sigue en un solo camino. Este trabajo se ha hecho en conjunto con el MOP atendiendo la experiencia de quienes vivimos en el valle”.

Durante este segundo semestre, la Dirección de Obras Hidráulicas con una inversión de 239 millones de pesos, construyó 540 metros lineales de gaviones en los sectores de Huanta y Las Palmas del valle de Lluta.

Comentarios

Comentarios